Guía de Salamanca

Carlos

Guía de Salamanca

Lugares emblemáticos
Uno de los principales monumentos de la ciudad. Desde la plaza de Anaya se pueden contemplar las dimensiones titánicas de la Catedral Nueva de la Asunción de la Virgen , una de las más grandes y majestuosas de España. Construida a partir del siglo XVI, es de estilo gótico pero con detalles del Renacimiento y del Barroco. Antes de entrar en ella, vale la pena detenerse unos minutos a recorrer con la vista los relieves de su fachada y los de la Puerta de Ramos. Si nos fijamos con atención, en uno de sus laterales podremos ver un astronauta esculpido sobre la roca que nos dejará boquiabiertos. Tranquilos, este astronauta no ha estado ahí siempre, sino que es una licencia creativa que se tomó en una restauración en el año 1992 y que simboliza la modernidad del siglo XX. Una vez dentro de la catedral podremos recorrer su planta de más de 100 metros de longitud, sobre la que ascienden tres altísimas naves rematadas en bóvedas de crucería. Llegados aquí, miremos hacia arriba y disfrutemos del espectáculo incomparable que nos ofrece la luz que dejan entrar las 90 vidrieras que ordenaron traer de Flandes. Salamanca es una de las pocas ciudades, junto con Zaragoza, por ejemplo, que puede presumir de tener dos catedrales. Fue suerte y acierto, ya que tuvieron la gran idea de conservar la antigua catedral que se había quedado pequeña debido al aumento de la población. Esta primera catedral («la pequeña») se construyó entre los siglos XII y XIII combinando el románico con el gótico. Lo que más destaca en su interior es el Retablo de la Historia de la Salvación, formado por 53 tablas que narran, como si de un cómic se tratase, la vida de la Virgen y Jesucristo, muy útil a la hora de evangelizar al pueblo de esa época, que en su inmensa mayoría era analfabeto.
35
سكان محليون يوصون بهذا
كاتدرائية سلامنكا الجديدة
35
سكان محليون يوصون بهذا
Uno de los principales monumentos de la ciudad. Desde la plaza de Anaya se pueden contemplar las dimensiones titánicas de la Catedral Nueva de la Asunción de la Virgen , una de las más grandes y majestuosas de España. Construida a partir del siglo XVI, es de estilo gótico pero con detalles del Renacimiento y del Barroco. Antes de entrar en ella, vale la pena detenerse unos minutos a recorrer con la vista los relieves de su fachada y los de la Puerta de Ramos. Si nos fijamos con atención, en uno de sus laterales podremos ver un astronauta esculpido sobre la roca que nos dejará boquiabiertos. Tranquilos, este astronauta no ha estado ahí siempre, sino que es una licencia creativa que se tomó en una restauración en el año 1992 y que simboliza la modernidad del siglo XX. Una vez dentro de la catedral podremos recorrer su planta de más de 100 metros de longitud, sobre la que ascienden tres altísimas naves rematadas en bóvedas de crucería. Llegados aquí, miremos hacia arriba y disfrutemos del espectáculo incomparable que nos ofrece la luz que dejan entrar las 90 vidrieras que ordenaron traer de Flandes. Salamanca es una de las pocas ciudades, junto con Zaragoza, por ejemplo, que puede presumir de tener dos catedrales. Fue suerte y acierto, ya que tuvieron la gran idea de conservar la antigua catedral que se había quedado pequeña debido al aumento de la población. Esta primera catedral («la pequeña») se construyó entre los siglos XII y XIII combinando el románico con el gótico. Lo que más destaca en su interior es el Retablo de la Historia de la Salvación, formado por 53 tablas que narran, como si de un cómic se tratase, la vida de la Virgen y Jesucristo, muy útil a la hora de evangelizar al pueblo de esa época, que en su inmensa mayoría era analfabeto.
Bajando por la calle de San Pablo y subiendo la cuesta de Carvajal llegamos en pocos minutos a la llamada Cueva de Salamanca. No es más que los restos de la cripta de lo que fue la Iglesia de San Cebrián, y donde la leyenda dice que daba clases el mismísimo diablo. Esta leyenda cuenta que el demonio, disfrazado de sacristán, eligió a un grupo de siete estudiantes para enseñarles durante siete años ciencias ocultas, adivinación, astrología y magia. Al cabo de esos siete años, debía elegir a uno de los estudiantes para que allí se quedara a su servicio. Este hecho viajó hasta Hispanoamérica, donde llaman "salamancas" a los lugares donde se practica brujería. Cuanto menos, resulta curioso.
Cueva de Salamanca
6 Cuesta Carvajal
Bajando por la calle de San Pablo y subiendo la cuesta de Carvajal llegamos en pocos minutos a la llamada Cueva de Salamanca. No es más que los restos de la cripta de lo que fue la Iglesia de San Cebrián, y donde la leyenda dice que daba clases el mismísimo diablo. Esta leyenda cuenta que el demonio, disfrazado de sacristán, eligió a un grupo de siete estudiantes para enseñarles durante siete años ciencias ocultas, adivinación, astrología y magia. Al cabo de esos siete años, debía elegir a uno de los estudiantes para que allí se quedara a su servicio. Este hecho viajó hasta Hispanoamérica, donde llaman "salamancas" a los lugares donde se practica brujería. Cuanto menos, resulta curioso.
El verdadero corazón de la Salamanca de hoy en día se trata de su antigua y prestigiosa universidad , que llena la ciudad de estudiantes y hace que por sus venas siempre corra sangre joven. Otra vez en la plaza de Anaya, tan solo al pasar la calle Calderón de la Barca encontramos el Patio de Escuelas Menores, desde el cual podremos recrearnos con la fachada del edificio central de la universidad, construida para ser observada. Irremediablemente, tendremos que dedicar unos minutos a buscar la famosa rana que hay esculpida. Dicen que los jóvenes que comienzan allí sus estudios deben encontrarla si no quieren suspender los exámenes. Para que no nos dejemos el cuello y la vista buscándola, debemos saber que se encuentra sobre una calavera. La idea era avisar a los estudiantes de que debían centrarse en sus estudios porque el pecado, simbolizado por la rana, podía llevarles a la muerte, obviamente la calavera. Una vez encontrada la rana, dejémonos llevar por el ambiente universitario y entremos en el edificio para recorrer la universidad que ha alojado algunas de las mejores cabezas de nuestra historia, como las de Calderón de la Barca, Unamuno o Fray Luis de León, entre muchas otras.
26
سكان محليون يوصون بهذا
جامعة سلامنكا
1 Patio de Escuelas Mayores
26
سكان محليون يوصون بهذا
El verdadero corazón de la Salamanca de hoy en día se trata de su antigua y prestigiosa universidad , que llena la ciudad de estudiantes y hace que por sus venas siempre corra sangre joven. Otra vez en la plaza de Anaya, tan solo al pasar la calle Calderón de la Barca encontramos el Patio de Escuelas Menores, desde el cual podremos recrearnos con la fachada del edificio central de la universidad, construida para ser observada. Irremediablemente, tendremos que dedicar unos minutos a buscar la famosa rana que hay esculpida. Dicen que los jóvenes que comienzan allí sus estudios deben encontrarla si no quieren suspender los exámenes. Para que no nos dejemos el cuello y la vista buscándola, debemos saber que se encuentra sobre una calavera. La idea era avisar a los estudiantes de que debían centrarse en sus estudios porque el pecado, simbolizado por la rana, podía llevarles a la muerte, obviamente la calavera. Una vez encontrada la rana, dejémonos llevar por el ambiente universitario y entremos en el edificio para recorrer la universidad que ha alojado algunas de las mejores cabezas de nuestra historia, como las de Calderón de la Barca, Unamuno o Fray Luis de León, entre muchas otras.
siguiendo la calle de los Libreros y a través de la calle Mayor llegaremos al epicentro de la ciudad en un corto paseo. Este no es otro que su Plaza Mayor, construida por el mismísimo Churriguera, de cuyo nombre salió un estilo arquitectónico único, el churriguerismo. Podemos recorrerla dando una vuelta bajo los portales, como hacían antaño los jóvenes en edad de merecer que por allí se paseaban para ver y ser vistos. Igual, podemos tener suerte y coincidir con alguna ronda de las clásicas tunas universitarias que abundan en Salamanca. En esta plaza tenemos multitud de sitios para sentarnos a cenar, como el Mesón Cervantes , en el que podremos degustar sus tortillas rellenas, con vistas a esta magnífica plaza. Y si somos unos sibaritas de la carne, no pasaremos por alto el lomo de Kobe, considerada como una de las mejores carnes del mundo, y un imprescindible en Salamanca. En esta plaza se encuentra el conocidísimo Café Novelty , fundado hace más de cien años. Allí se reunían ilustrados y bohemios en torno a un café. Hoy en día, sigue conservando ese espíritu y se siguen realizando charlas, e incluso cuenta con una publicación propia, llamada Papeles del Novelty. Cafés hechos con mimo, una carta de helados secretos, e incluso podréis llevaros de recuerdo algún manjar ibérico procedente de cerdos criados en libertad, para que os vayáis de la ciudad con un sabroso recuerdo.
21
سكان محليون يوصون بهذا
Plaza Mayor
s/n Plaza Mayor
21
سكان محليون يوصون بهذا
siguiendo la calle de los Libreros y a través de la calle Mayor llegaremos al epicentro de la ciudad en un corto paseo. Este no es otro que su Plaza Mayor, construida por el mismísimo Churriguera, de cuyo nombre salió un estilo arquitectónico único, el churriguerismo. Podemos recorrerla dando una vuelta bajo los portales, como hacían antaño los jóvenes en edad de merecer que por allí se paseaban para ver y ser vistos. Igual, podemos tener suerte y coincidir con alguna ronda de las clásicas tunas universitarias que abundan en Salamanca. En esta plaza tenemos multitud de sitios para sentarnos a cenar, como el Mesón Cervantes , en el que podremos degustar sus tortillas rellenas, con vistas a esta magnífica plaza. Y si somos unos sibaritas de la carne, no pasaremos por alto el lomo de Kobe, considerada como una de las mejores carnes del mundo, y un imprescindible en Salamanca. En esta plaza se encuentra el conocidísimo Café Novelty , fundado hace más de cien años. Allí se reunían ilustrados y bohemios en torno a un café. Hoy en día, sigue conservando ese espíritu y se siguen realizando charlas, e incluso cuenta con una publicación propia, llamada Papeles del Novelty. Cafés hechos con mimo, una carta de helados secretos, e incluso podréis llevaros de recuerdo algún manjar ibérico procedente de cerdos criados en libertad, para que os vayáis de la ciudad con un sabroso recuerdo.
Este edificio gótico con elementos platerescos. Se construyó en el siglo XV, con motivo del enlace entre don Rodrigo Arias y doña María de Pimentel. Por eso conchas y flores de lis engalanan todo el edificio, ya que eran el símbolo de cada familia. Aunque ahora alberga una biblioteca pública, la Casa de las Conchas nunca se usó para fines tan nobles. De hecho, en el siglo XVIII se convirtió en una cárcel propia de la universidad donde los estudiantes pagaban sus penas.
23
سكان محليون يوصون بهذا
Casa de las Conchas
2 Calle Compañía
23
سكان محليون يوصون بهذا
Este edificio gótico con elementos platerescos. Se construyó en el siglo XV, con motivo del enlace entre don Rodrigo Arias y doña María de Pimentel. Por eso conchas y flores de lis engalanan todo el edificio, ya que eran el símbolo de cada familia. Aunque ahora alberga una biblioteca pública, la Casa de las Conchas nunca se usó para fines tan nobles. De hecho, en el siglo XVIII se convirtió en una cárcel propia de la universidad donde los estudiantes pagaban sus penas.
Hay que mantener el espíritu joven, así que vayamos a la otra universidad de la ciudad. La Pontificia se encuentra en un conjunto arquitectónico que se conoce como La Clerecía, en la misma calle que la Casa de las Conchas. Accederemos por su barroquísima puerta al conjunto monumental que se compone de la iglesia, el antiguo Colegio Real, que alberga la universidad, y un claustro que más bien parece el patio de un palacio real que el de un edificio religioso. Pasead tranquilamente por allí y dejad que las piedras que lo construyeron hablen por sí solas. Parece ser que cuando los jesuitas la habitaban no estaban contentos con tal magnitud arquitectónica, por lo que extendieron el rumor de que en la vecina Casa de las Conchas había escondido un tesoro, para que así fuera derribada y poder ellos ampliar La Clerecía. Por suerte el rumor no cuajó mucho y aún conservamos la Casa de las Conchas.
8
سكان محليون يوصون بهذا
La Clerecía
5 Calle de la Compañía
8
سكان محليون يوصون بهذا
Hay que mantener el espíritu joven, así que vayamos a la otra universidad de la ciudad. La Pontificia se encuentra en un conjunto arquitectónico que se conoce como La Clerecía, en la misma calle que la Casa de las Conchas. Accederemos por su barroquísima puerta al conjunto monumental que se compone de la iglesia, el antiguo Colegio Real, que alberga la universidad, y un claustro que más bien parece el patio de un palacio real que el de un edificio religioso. Pasead tranquilamente por allí y dejad que las piedras que lo construyeron hablen por sí solas. Parece ser que cuando los jesuitas la habitaban no estaban contentos con tal magnitud arquitectónica, por lo que extendieron el rumor de que en la vecina Casa de las Conchas había escondido un tesoro, para que así fuera derribada y poder ellos ampliar La Clerecía. Por suerte el rumor no cuajó mucho y aún conservamos la Casa de las Conchas.
El puente es de piedra y tiene 26 arcos aunque de la primitiva construcción romana solo quedan 15 de ellos en la margen derecha. Son arcos de medio punto típicos de la época con grandes dovelas almohadilladas que datan del año 89. El resto del puente fue reconstruido durante el reinado de Felipe IV (1677). De 176 metros de largo y 3,70 metros de ancho constituye por si solo una referencia de Salamanca y un lugar agradable de pasear y sentir la naturaleza. Típica costumbre de los novios de hacerse fotos en este lugar ya que desde el Puente Romano se contempla una preciosa vista de Salamanca . Junto al Puente Romano el verraco de piedra, decapitado, en este lugar es donde se cree que estrelló la cabeza de Lázaro el famoso ciego (léase el Lazarillo del Tormes). El puente romano forma parte del escudo de la ciudad desde el siglo XIII. De obligada visita.
Puente Romano
s/n Puente Romano
El puente es de piedra y tiene 26 arcos aunque de la primitiva construcción romana solo quedan 15 de ellos en la margen derecha. Son arcos de medio punto típicos de la época con grandes dovelas almohadilladas que datan del año 89. El resto del puente fue reconstruido durante el reinado de Felipe IV (1677). De 176 metros de largo y 3,70 metros de ancho constituye por si solo una referencia de Salamanca y un lugar agradable de pasear y sentir la naturaleza. Típica costumbre de los novios de hacerse fotos en este lugar ya que desde el Puente Romano se contempla una preciosa vista de Salamanca . Junto al Puente Romano el verraco de piedra, decapitado, en este lugar es donde se cree que estrelló la cabeza de Lázaro el famoso ciego (léase el Lazarillo del Tormes). El puente romano forma parte del escudo de la ciudad desde el siglo XIII. De obligada visita.
El convento San Esteban fue fundado en el siglo XIII, pero no es el edificio que vemos ahora, que se construyó en el siglo XVI. Está al final de la gran vía, y se llega a pie desde la catedral en unos cinco minutos, o se puede tomar un bus que va por la gran vía también. Es un convento dominicano, la orden llegó a Salamanca en el siglo XIII. La fachada es la de la iglesia y luego al lado están los arcos del claustro del convento. La fachada es muy bonita, en forma de arco con un pequeño campanario que la domina.
Convento de San Esteban, Salamanca
s/n Plaza del Concilio de Trento
El convento San Esteban fue fundado en el siglo XIII, pero no es el edificio que vemos ahora, que se construyó en el siglo XVI. Está al final de la gran vía, y se llega a pie desde la catedral en unos cinco minutos, o se puede tomar un bus que va por la gran vía también. Es un convento dominicano, la orden llegó a Salamanca en el siglo XIII. La fachada es la de la iglesia y luego al lado están los arcos del claustro del convento. La fachada es muy bonita, en forma de arco con un pequeño campanario que la domina.
Es un jardín de 2,5 hectáreas, ubicado en el casco antiguo de la ciudad de Salamanca. Se denomina así por ser el escenario que eligió Fernando de Rojas para recrear la novela Tragicomedia de Calixto y Melibea, publicada en el año 1502. Se encuentra ubicado en la ladera de la antigua muralla salmantina a los pies del río Tormes. Es un parque visitable de carácter romántico por la historia de amor de los personajes enamorados de la obra de Fernando de Rojas. Actualmente, debido a la proximidad con las universidades y la Catedral, lo frecuentan muchos estudiantes. No es de extrañar, puesto que es acogedor y agradable. Es perfecto, tanto pasa estar sentado, como para dar un paseo por él y disfrutar de las vistas que ofrece.
10
سكان محليون يوصون بهذا
Huerto de Calixto y Melibea
20 Calle Arcediano
10
سكان محليون يوصون بهذا
Es un jardín de 2,5 hectáreas, ubicado en el casco antiguo de la ciudad de Salamanca. Se denomina así por ser el escenario que eligió Fernando de Rojas para recrear la novela Tragicomedia de Calixto y Melibea, publicada en el año 1502. Se encuentra ubicado en la ladera de la antigua muralla salmantina a los pies del río Tormes. Es un parque visitable de carácter romántico por la historia de amor de los personajes enamorados de la obra de Fernando de Rojas. Actualmente, debido a la proximidad con las universidades y la Catedral, lo frecuentan muchos estudiantes. No es de extrañar, puesto que es acogedor y agradable. Es perfecto, tanto pasa estar sentado, como para dar un paseo por él y disfrutar de las vistas que ofrece.
Es un palacete modernista construido a orillas del Tormes sobre la muralla de Salamanca, en 1890, D. Miguel de Lis (industrial curtidor) encargó al arquitecto D. Joaquín de Vargas Aguirre la construcción de esta mansión modernista. Las obras concluyen en 1905 y la familia Lis se instala en ella durante varios años, pero en 1909 muere D. Miguel de Lis y la familia se ve obligada a vender la casa, tras esto fue adquirida por el Rector Esperabé y luego posteriormente fue alquilada por habitaciones, hasta que llegó a quedar totalmente abandonada. En 1982 el Ayuntamiento expropia la casa y en los años 90 se restaura para acoger el museo de Art Nouveau y Art Déco, que se abre en 1995. La casa tiene dos pisos, la fachada sur (hacia el río) tiene una estructura de hiero con unas preciosas vidrieras que proporcionan luz a la casa. La fachada norte era la entrada habitual y la entrada actual al museo, en ladrillo y piedra. Las piezas de este museo pertenecían a la colección privada de D. Manuel Ramos Andrade, y fueron donadas a la ciudad antes de su muerte. Son unas 3.000 piezas que representan el arte Nouveau y Art Déco que aparece en Europa entre 1830 y 1920. Además la casa tiene una de las colecciones de muñecas de porcelana más completa, así como abanicos, piezas de marfil y bronce. No permiten hacer fotos en el interior.
25
سكان محليون يوصون بهذا
Casa Lis
14 Calle de El Expolio
25
سكان محليون يوصون بهذا
Es un palacete modernista construido a orillas del Tormes sobre la muralla de Salamanca, en 1890, D. Miguel de Lis (industrial curtidor) encargó al arquitecto D. Joaquín de Vargas Aguirre la construcción de esta mansión modernista. Las obras concluyen en 1905 y la familia Lis se instala en ella durante varios años, pero en 1909 muere D. Miguel de Lis y la familia se ve obligada a vender la casa, tras esto fue adquirida por el Rector Esperabé y luego posteriormente fue alquilada por habitaciones, hasta que llegó a quedar totalmente abandonada. En 1982 el Ayuntamiento expropia la casa y en los años 90 se restaura para acoger el museo de Art Nouveau y Art Déco, que se abre en 1995. La casa tiene dos pisos, la fachada sur (hacia el río) tiene una estructura de hiero con unas preciosas vidrieras que proporcionan luz a la casa. La fachada norte era la entrada habitual y la entrada actual al museo, en ladrillo y piedra. Las piezas de este museo pertenecían a la colección privada de D. Manuel Ramos Andrade, y fueron donadas a la ciudad antes de su muerte. Son unas 3.000 piezas que representan el arte Nouveau y Art Déco que aparece en Europa entre 1830 y 1920. Además la casa tiene una de las colecciones de muñecas de porcelana más completa, así como abanicos, piezas de marfil y bronce. No permiten hacer fotos en el interior.
Gastronomía
Uno de los principales productos típicos por los que está confitería es conocida en la ciudad es por el hornazo. Aunque el hornazo, un bollo de pan relleno con diversas chacinas, es típico de muchas partes de España, es en Salamanca donde se elabora el más conocido. Normalmente lleva chorizo, lomo y jamón, a veces huevo, y la masa se elabora con manteca. Desde 2002, cuenta con una marca de garantía, que especifica la proporción de ingredientes que debe llevar. Hoy en día el hornazo puede encontrarse en cualquier sitio, pero de toda la vida se ha comprado en las pastelerías. Los más típico son los que sirven la confitería Gil, La Industrial o La Madrileña.
Confitería la Industrial
8 Rua Mayor
Uno de los principales productos típicos por los que está confitería es conocida en la ciudad es por el hornazo. Aunque el hornazo, un bollo de pan relleno con diversas chacinas, es típico de muchas partes de España, es en Salamanca donde se elabora el más conocido. Normalmente lleva chorizo, lomo y jamón, a veces huevo, y la masa se elabora con manteca. Desde 2002, cuenta con una marca de garantía, que especifica la proporción de ingredientes que debe llevar. Hoy en día el hornazo puede encontrarse en cualquier sitio, pero de toda la vida se ha comprado en las pastelerías. Los más típico son los que sirven la confitería Gil, La Industrial o La Madrileña.
Uno de los restaurantes emblemáticos de la ciudad. Es conocido por su gran cantidad de pinchos. Uno de los pinchos más conocidos es la chanfaina, un plato típico de la ciudad. Este plato no flota en el espacio. Aunque existen diversas variedades regionales, la base del guiso es la misma, un sofrito de cebolla y ajo con carne de cordero y casquería de este. Su origen, se cree, es árabe y judío, y por ello no lleva cerdo. En la versión salmantina, el demoledor conjunto lleva, además, sangre de cordero, arroz y huevo duro picado, y se especia con pimentón y mucho comino. Es una receta muy típica en los bares como tapa, sobre todo los días festivos. Este bar también destaca por “la paloma”. El origen de esta tapa, omnipresente en los bares salmantinos e inexistente en el resto de España, es incierto, aunque es seguro que es relativamente reciente. Se trata de una corteza de trigo frita (tipo boca-bits), conocida en Salamanca como “cuero”, sobre la que se pone ensaladilla –aunque cada vez se encuentra con una mayor variedad de ensaladas–.
6
سكان محليون يوصون بهذا
Casa Paca
10 Plaza Peso
6
سكان محليون يوصون بهذا
Uno de los restaurantes emblemáticos de la ciudad. Es conocido por su gran cantidad de pinchos. Uno de los pinchos más conocidos es la chanfaina, un plato típico de la ciudad. Este plato no flota en el espacio. Aunque existen diversas variedades regionales, la base del guiso es la misma, un sofrito de cebolla y ajo con carne de cordero y casquería de este. Su origen, se cree, es árabe y judío, y por ello no lleva cerdo. En la versión salmantina, el demoledor conjunto lleva, además, sangre de cordero, arroz y huevo duro picado, y se especia con pimentón y mucho comino. Es una receta muy típica en los bares como tapa, sobre todo los días festivos. Este bar también destaca por “la paloma”. El origen de esta tapa, omnipresente en los bares salmantinos e inexistente en el resto de España, es incierto, aunque es seguro que es relativamente reciente. Se trata de una corteza de trigo frita (tipo boca-bits), conocida en Salamanca como “cuero”, sobre la que se pone ensaladilla –aunque cada vez se encuentra con una mayor variedad de ensaladas–.
Las tapas de Gonzalo es uno de los bares en los que se pueden degustar pinchos modernos en un entorno envidiable. Situado en plena plaza mayor, es conocido por su patatas bravas (una de las mejores de España) o sus callos, galardonaos en varias ocasiones.
Las Tapas de Gonzalo
23 Plaza Mayor
Las tapas de Gonzalo es uno de los bares en los que se pueden degustar pinchos modernos en un entorno envidiable. Situado en plena plaza mayor, es conocido por su patatas bravas (una de las mejores de España) o sus callos, galardonaos en varias ocasiones.
Funciona como bar de tapas y restaurante. Muy buena elección para tomar un menú del día (12 euros), pero también para tirar de carta, donde hay todo tipo de platos tradicionales como el rabo de toro, cochinillo al horno o secreto de cerdo.
El Bardo restaurante
8 Calle de la Compañía
Funciona como bar de tapas y restaurante. Muy buena elección para tomar un menú del día (12 euros), pero también para tirar de carta, donde hay todo tipo de platos tradicionales como el rabo de toro, cochinillo al horno o secreto de cerdo.